Aumentó 3,6% número de fallecidos en el tránsito respecto a 2016





El 6,6% de los conductores que participaron de siniestros estaban alcoholizados

Entre el 1° e enero y el 15 de diciembre, 435 personas murieron en siniestros de tránsito en todo el país, lo que implica un aumento de 3,6% respecto a 2016, según cifras presentadas por la Unidad Nacional de Seguridad Vial (Unasev).

A su vez, se proyecta que al cierre del año la cifra de fallecidos se ubicará en 460, un 21% por encima de los Objetivos del Decenio. Según el El Decenio de Acción, un programa promovido en 2010 por Naciones Unidas para bajar la mortalidad en el tránsito, la meta para Uruguay en 2017 era terminar con un máximo de 380 fallecidos. 2012 fue el único año en que la mortalidad en el tránsito estuvo por debajo del máximo fijado.

Si a la cifra de fallecidos se suman los heridos leves y heridos graves, se constata un total de 26.336 personas lesionadas por siniestros de tránsito en todo el país, un aumento de 2% respecto al año anterior.

Del total de lesionados, el porcentaje de fallecidos es de 1,6%. Por otro lado, 85,5% fueron lesionados leves y 12,9% fueron lesionados graves.

La incidencia del alcohol en los siniestros de tránsito se mantuvo en niveles similares a años anteriores, con 93,4% de espirometrías negativas en 16.397 controles. Es decir, del total de conductores que participaron en siniestros de tránsito, solo a un 6,6% se le detectó presencia de alcohol en sangre.

Por otra parte, se evidencia un cambio en la distribución de los fallecidos según jurisdicción. Las muertes en siniestros de tránsito ocurridos en ciudades y caminos departamentales bajaron a un 45,7%, mientras que las rutas nacionales fueron el escenario del 54,3% de los accidentes fatales.

Casi 8 de cada 10 fallecidos eran hombres y cerca de un tercio (30,6%) tenía entre 15 y 29 años. Los mayores de 70 años representan el 15,2% de los fallecidos, mientras que los jóvenes de entre 20 y 24 años representan el 14,5%.

Además, se mantiene la relevancia de las motos en la mortalidad del tránsito. Del total de fallecidos, 46,8% circulaba en una moto (203 motociclistas perdieron la vida). Si el análisis se restringe exclusivamente a las ciudades y los caminos departamentales, los motociclistas alcanzan el 58,8% de los fallecidos, los peatones el 23,1% y los ciclistas 5,5%. Sumadas las tres poblaciones representan el 87,4% de los fallecidos en esa jurisdicción.

En cambio, los principales protagonistas de los accidentes fatales en rutas nacionales son los ocupantes (conductores y pasajeros) de autos y camionetas, alcanzando el 46,8% del total de fallecidos.

Además, en el caso de los motociclistas se detecta un descenso en el uso del casco protector en el momento del siniestro, ubicándose en 75%. En 2016 esa cifra había estado en un 78,6%.

Como en años anteriores, se percibe una fuerte diferencia entre departamentos. Mientras que en Rivera, por ejemplo, el porcentaje de utilización de casco en motociclistas siniestrados asciende a 93,6%, en Cerro Largo apenas llega al 18,4%.

Otra realidad
Las cifras de todo el país contrastan con las presentadas este jueves por la Intendencia de Montevideo. Según los números de la comuna capitalina, en 2017 hubo una reducción de 13,1% en la mortalidad en el tránsito respecto al año anterior.

Además, en la jurisdicción de la Intendencia (sin contar los accesos), el total de fallecidos fue 37,6% inferior a 2016. En ese espacio se registraron 48 muertes menos.

Fuente: El Observador

Loading...
inseguridaduruguay.com3 más

Comentar la noticia

Deja una respuesta

Su Email no será publicado.


*


uno + diez =