Bizcochuelo vegano sin gluten, ni lácteos ni azúcar

Hoy te voy a enseñar como puedes crear un bizcocho sin gluten, sin lácteos, sin huevos y que no por ello no está delicioso!

Tiempo: preparación de la masa 15 minutos + horneado de 30-45 minutos
Dificultad: media
Raciones: 4-6

Ingredientes
120 gramos de harina de arroz
80 gramos de harina de maíz
400 ml de leche de coco y arroz
20ml de aceite de oliva virgen extra de primera presión en frío
25 ml de sirope de ágave
Un sobre de levadura de pastelería
1 cucharadita de bicarbonato
Media cucharadita de goma xantana de uso alimentario
Un pellizco de vainilla en polvo y otro de canela en polvo

Elaboración

Enciende el horno, mientras te dispones a preparar la masa, para que cuando la coloques en él ya esté precalentado.

Coloca en un bol o en un recipiente hondo, que no sea metálico, los ingredientes secos. Las harinas, la levadura, el bicarbonato, la goma xantana, la canela y la vainilla.

Mezcla todo bien con ayuda de una espátula.

En otro recipiente, de las mismas características, mezcla la leche vegetal, el aceite y el sirope. Ayúdate de unas varillas, para obtener una buena emulsión.

Al recipiente de los ingredientes húmedos le añadirás los ingredientes secos y lo mezclaras todo muy bien, intentando que no quede ningún grumo.

Una vez conseguido, viertes la masa en un recipiente redondo apto para el horno, y desmontable. Previamente lo habrás forrado con papel vegetal o papel para el horno, para que no se te pegue el bizcocho al molde y sea mucho más fácil de desmoldar.

Coloca el molde en el horno a una temperatura de 180ºC y solo con la función horno, no enciendas el grill.

A los 30-40 minutos, abre el horno y pincha el bizcocho con un palillo de madera, si sale seco, ya está listo. En caso contrario, déjalo hasta que consideres que el bizcocho está preparado.

Este bizcocho lo puedes comer tal cual o también lo puedes utilizar como base para tus pasteles.

Yo lo utilicé como base, por lo que lo abrí por la mitad, unté mermelada de arándanos y lo cubrí con un crema de algarroba.

Fuente: Salud Facilísmo




Comentar la noticia

Deja una respuesta

Su Email no será publicado.


*