Buscan regular uso de celulares por peatones

Una pareja de jóvenes que va de la mano pretende cruzar la calle en 18 de Julio y Eduardo Acevedo, más atrás, una madre y su hijo también esperan el cambio del semáforo. Todas tienen algo en común: no dejan de mirar en todo momento la pantalla de su teléfono celular, inclusive cuando la luz verde les da finalmente paso. Esta es la situación que desde las intendencias se pretende regular a partir de la introducción de una serie de cambios en la redacción de la ley nacional de tránsito.

Este miércoles en el marco del Congreso Nacional de Intendentes, la Unidad Nacional de Seguridad Vial (Unasev) se reunió junto a directores de Tránsito de las intendencias de todo el país para avanzar en el borrador del proyecto de ley sobre normas de tránsito nacional, que luego pretende enviarse al Parlamento para su aprobación.

En la Unasev se informó a El País que el mensaje a la ciudadanía es que “no se puede cruzar la calle mientras se utiliza un teléfono celular, se envían mensajes de texto o se llama”. Si bien hay todo un capítulo sobre “Usuarios vulnerables” en el borrador, se indicó que “aún no está para nada clara” la forma en la que se fiscalizará.

Según el último informe del Grupo Radar de 2017 denominado “El Perfil del internauta uruguayo”, 2,2 millones de uruguayos tienen smartphone, teléfono inteligente, una cifra que viene en ascenso. Para las autoridades los denominados “peatones tecnológicos”, representan un nuevo grupo de riesgo en la vía pública.

Actualmente Uruguay no cuenta con estadísticas que revelen cuántos ciudadanos están “conectados” a sus teléfonos u otro tipo de tecnología como sí está cuantificado en Buenos Aires, Argentina. De acuerdo con el Observatorio Vial Latinoamericano (Ovilam) estos representaban el 10,5% en 2014; 13,8% en 2015; 16,6% en 2016 y en julio de 2017 se ubicaron en 18,2%.

Pero los cambios introducidos en el borrador comprenden mucho más que la regulación al uso de los teléfonos celulares por parte de peatones que se aprestan a cruzar la calle. En el capítulo sobre “Ciclistas”, se exigirá el uso del chaleco y banda reflectiva para quienes transiten en un birrodado. También se dispone que las bicicletas deberán transitar solo por sendas habilitadas y siempre en “fila india”, es decir, una detrás de la otra.

El presidente de la Unasev, Fernando Longo, dijo a El País que se viene “trabajando hace tiempo” en este tipo de cuestiones. Al ser consultado sobre las nuevas exigencias para los ciclistas, Longo indicó que en los próximos días se coordinarán reuniones con los colectivos de los vecinos para alcanzar acuerdos en los cambios propuestos.

Exigencias.
En otro apartado denominado “Seguridad activa y pasiva”, los directores de Tránsito de las intendencias de todo el país y la Unasev acordaron una serie de exigencias para aquellos autos nuevos e importados a Uruguay.

En caso de que se aprueben las nuevas disposiciones, se exigirá el encendido automático de las luces de los automóviles, los espejo retrovisores, disposiciones sobre la acústica, la protección frontal y lateral, el control de la estabilidad y la protección para los peatones aún no especificada.

Libreta por puntos.
Las intendencias no se bajan de su proyecto de que una vez aprobada la ley nacional de tránsito, se instale una libreta por puntos en la que cada conductor tenga una cierta puntuación y a medida que es multado se le vayan quitando puntos. El presidente de la Unasev, Fernando Longo explicó a El País que estudió las experiencias de España y corroboró que allí las autoridades otorgan 12 puntos a cada chofer profesional en el momento en el que expide la libreta y 8 puntos a aquellos que lo hacen por primera vez. A medida que cada conductor tiene una infracción, las autoridades no solo le aplican una multa que se debe abonar como sucede en Uruguay, sino que se le quita cierta cantidad de puntos. Por ejemplo, a un conductor con cierto grado alcohólico se le multa y además se le quitan seis puntos de su calificación original. Según explicó Longo, se trata de una buena práctica que no se descarta aplicar.

Evalúan semáforos para los “distraídos”
Las autoridades de la Unasev no descartan adoptar alguna medida ya aplicada por otros países para evitar que peatones “distraídos” que utilizan sus teléfonos celulares al momento de cruzar una calle sean protagonistas de siniestros de tránsito en la ciudad. Por ejemplo, en algunos cruces de Argentina, tras varias experiencias piloto en Alemania, España y Holanda, se dispuso la colocación de semáforos led en el suelo, de forma que el peatón ni se moleste en levantar la cabeza al momento de cruzar la calle. Los dispositivos ya están en la esquina de las avenidas del Libertador y Ramos Mejía, en Retiro. Este sistema se encuentra sincronizado con los semáforos tradicionales. Su diseño está conformado por varias luces que se extienden en el cruce de la calle. Las autoridades argentinas plantean extender el plan piloto a otras partes de la ciudad, teniendo en cuenta el alto índice de siniestralidad vial.

Fuente: El País




Comentar la noticia

Deja una respuesta

Su Email no será publicado.


*