Denuncia de vecinos por riña culminó con un policía herido

Pasadas las 4 de la mañana del día sábado, un llamado recibido por el 911 daba cuenta que en la zona del barrio IC5 había varias personas con armas largas, en lo que se estimaba podía ser un enfrentamiento entre bandas de maleantes.

Inmediatamente fue enviada la camioneta de la Seccional Tercera de Policía, con el apoyo de un patrullero, que llegaron a calle Proyectada 42, cerca de Joaquín Suárez entre Andresito y Éxodo en la ciudad de Paysandú.

Los vehículos de la Policía se dirigieron por Joaquín Suárez al Norte y al intentar ingresar al barrio por Proyectada 42 al Oeste, desde arriba de un techo arrojaron una piedra de gran tamaño que impactó directamente sobre el parabrisas.

Los efectivos no lograron ver a nadie, pero astillas de vidrio del parabrisas habían golpeado el ojo del efectivo que conducía el patrullero, por lo que optaron por retirarse.

Fue llamada una ambulancia de emergencia médica móvil, que al llegar a Felipe Argentó y Andresito –donde se habían detenido los móviles policiales– constató que el agente tenía pequeños trozos de vidrio en uno de sus ojos. Policía Científica constató el astillamiento del parabrisas de la camioneta Mitsubishi L200 matriculada como SMI 2303, mientras que el patrullero no resultó dañado.

Fuente: El Telégrafo




RSS Noticias de última hora

Comentar la noticia

Deja una respuesta

Su Email no será publicado.


*