Recluso tragó vidrio picado y una lámpara para ser trasladado al hospital y luego se fugó

Un recluso de 27 años, procesado por rapiña, se fugó esta mañana del hospital Español.

Las autoridades del Instituto Nacional de Rehabilitación investigan ahora bajo qué circunstancias se dio la fuga, informaron fuentes policiales.

De acuerdo a lo informado por el Ministerio del Interior, estaba en prisión por la comisión de un delito de rapiña especialmente agravada y contaba con antecedentes penales por el mismo delito.

Según supo Montevideo Portal, el hombre tragó vidrios picados, motivo por el que se lo trasladó al centro asistencial para que recibiera atención médica.

Además de ingerir pedazos de vidrio, que en principio no tuvieron mayores consecuencias, posteriormente comió restos de una lámpara de luz. Tras ser examinado se resolvió una intervención quirúrgica de urgencia en el Hospital Español.

En momentos que debía higienizarse previo a su traslado a block quirúrgico, aprovechó la situación para fugarse por una ventana/banderola del baño, arrojándose desde una altura de tres metros aproximadamente, que le permitió ganar el exterior y fugarse del centro hospitalario, indicó la cartera.

La dirección del Instituto Nacional de Rehabilitación dispuso un relevamiento de urgencia a cargo del DIAP (Departamento de Investigación y Análisis Penitenciario), para esclarecer los hechos que posibilitaron esta fuga.

Asimismo se dio cuenta a la Justicia librándose una requisitoria a nivel nacional y devolverlo a la prisión. Se solicita la colaboración de la población para aportar datos que permitan dar con su paradero, haciéndolo a través de los teléfonos 0800 5000 o 9-1-1, bajo reserva.

Fuente: Montevideo Portal




RSS Noticias de última hora

Comentar la noticia

Deja una respuesta

Su Email no será publicado.


*