Sendic deberá explicar adjudicación de cuenta publicitaria de Ancap





El ex vicepresidente tendrá que explicar ante el Parlamento porqué le concedió a la agencia La Diez la pauta cuando fue titular del ente

A seis semanas de haber renunciado a su cargo, el ex vicepresidente Raúl Sendic retornará brevemente al Parlamento.

El lunes 16 deberá comparecer ante la Comisión Investigadora que analiza la financiación de los partidos políticos y sus vínculos con determinadas empresas.

Sendic tendrá que responder, en su calidad de ex titular de Ancap, los motivos que llevaron a concederle en su momento la pauta publicitaria del ente a la empresa La Diez.

El diputado nacionalista Alejo Umpiérrez (Todos) señaló este lunes que el ex jerarca deberá aclarar dos puntos fundamentales: la propia contratación de una empresa “sin antecedentes y que incluso falsificó su antigüedad” y el “exhorbitante aumento” de la pauta en el período que prestó servicio para Ancap.

El ex vicepresidente será interrogado sobre las afirmaciones que, a principios de setiembre, hizo ante la comisión Patricia Lussich, presidenta de la Asociación de Agencias de Publicidad (Audap).

Según su versión, La Diez no cumplía al momento de ser contratada con el requisito de tener tres años funcionando como agencia, excluyente para presentarse a una licitación con el Estado.

Dicha licitación, argumentó Lussich, fue objetada por el Tribunal de Cuentas. Las objeciones, señaló, fueron presentadas en una reunión que mantuvo con el entonces presidente de Ancap. “Me dijo que el fallo del TCP no era vinculante, que no tenía porqué hacer un nuevo llamado y que confiaba en la valoración de la comisión técnica de Ancap”, asegura que le dijo Sendic.

“Bueno, le bajamos un punto”, fue la respuesta del entonces titular del ente, según aseguró la publicista ante el Parlamento.

El titular de La Diez se excusó, a su vez, de asistir a la investigadora. Pablo Álvarez envió un correo electrónico a principios de setiembre, en el que informó que su agencia cesó sus operaciones. “Fue por obvias e infundadas razones que provocaron daños colatereales y que nos llevaron a tomar esa decisión”, aseguró.

Poco antes de renunciar a su cargo, el ex vicepresidente había comparecido en otra investigadora. Fue en la comisión que analiza eventuales irregularidades en torno a la adjudicación de las obras de la planta regasificadora.

Paradero desconocido

La comisión, que analiza también las conexiones entre los ex propietarios de Fripur y las campañas del Frente Amplio, se topó con un imprevisto. Máximo Fernández, el único de los dos hermanos que participaron en la sociedad que vive, no pudo ser ubicado de ninguna forma.

“Nadie sabe donde vive”, dijo Umpiérrez. “Cursamos pedidos a todos los organismos públicos y a las instituciones bancarias para ver si pueden aportar algún dato”.

Al diputado nacionalista le habían informado que Fernández vivía en un departamento frente al Club del Golf de Punta de Carretas. “Me dijeron que vivía en una esquina y fui hasta allí”, señaló. Resultó ser otro de los Fernández, que se había abierto hacía muchos años de Fripur y que hoy es propietario de un criadero de aves.

Nada pudo aportar sobre el paradero de su hermano.

En la comisión se analiza convocar a ex mandatarios para que expliquen el financiamiento de las campañas electorales en las que fueron electos. El dato llega luego de haber trascendido un presunto “pacto” entre frenteamplistas y colorados para “proteger” a Tabaré Vázquez, Julio María Sanguinetti y José Mujica.

Al respecto, el diputado colorado Tabaré Viera (Espacio Abierto) ratificó su disposición este lunes a que Sanguinetti pueda ser convocado, dejando eso sí la puerta abierta a hacerlo con sus sucesores frenteamplistas.

Fuente: Ecos Uruguay

Loading...
inseguridaduruguay.com3 más

Comentar la noticia

Deja una respuesta

Su Email no será publicado.


*


6 + 17 =