Este viernes se presenta la obra ‘Historias del Iván’ en el Complejo Cultural Politeama

Un momento de ‘Historias del Iván’, la obra que llega esta noche a Canelones. Foto: Fb Historias del Iván.

‘Historias del Iván’ es una  obra que combina comedia y musical y que se presentará mañana, viernes 10 de mayo, a las 20.30 hrs., en el Complejo Cultural Politeama-Teatro Atahualpa del Cioppo.

La comedia busca divertir con el psicoanálisis. Fabiana Bogarín y Martín Prado, que son oriundos de San José, e Ignacio Olveira, de Santa Lucía, conforman el equipo que está detrás y al frente del espectáculo. Olveira, en diálogo con HOY CANELONES, dijo sentirse muy agradecido de que se le diera oportunidad y espacio a la gente de acá, algo que muchas veces se ve opacado por la presencia de gente de más renombre.

El del Carnaval fue un ambiente que por distintos motivos cruzaba a los tres artistas: “Actuábamos en distintas categorías”, dijo Ignacio, pero también fueron razones de ubicación las que hicieron coincidir a Fabiana, Martín e Ignacio. “Nos conocíamos de las vueltas y terminamos haciendo un espectáculo de humor en conjunto”, dice. Ignacio contó que se incorporó, primero, a un proyecto de ellos que se llamaba ‘Fragmentados’, y más tarde decidieron hacer ‘Historias del Iván’.

¿De qué trata ‘Historias del Iván’?

Es sobre un psicólogo fraudulento (Iván) que atiende a sus pacientes y así le empiezan a contar sus problemas. Para el psicoanálisis, el psicólogo recurre a la gente y también a los otros personajes. Está, por un lado, Willy (una especie de cuidacoches), que tiene un trastorno obsesivo compulsivo, y por otro la (policía) Cabo Calaca, que es lo opuesto, una obsesiva. Iván se da cuenta de que son muy parecidos, porque tienen trastornos que, por más diferentes que sean, uno es el complemento del otro. Lo que también va a llevar a Iván a un lugar en el que no entiende muchas cosas de sus pacientes y se termina analizando él mismo. Willy y la Cabo Calaca terminan conociéndose y entendiendo que se pueden complementar. Aparecen otros dos personajes a lo largo de la obra que son una gitana y un pae, que ayudan a descontracturar un poco, además de que dan tiempo para el cambio de ropa.

¿Están en sus primeras fechas?

La obra la realizamos el año pasado en San José y, justamente, por temas de Carnaval, Martín sacaba un grupo en Montevideo y nosotros salíamos en conjunto. Entonces se complicaba por las fechas… aparte de que muchos teatros por noviembre y diciembre no trabajan. Así que decidimos postergarlo para este año.

¿Cómo se combina lo musical con la temática?

Hay para cada personaje una introducción musical cómica. Empezamos a crear temas que, de alguna manera, describan las características de los personajes que entran. Para cada uno hay un tema musical. Las canciones son como un apoyo para entender por qué está allí el personaje y qué hace. Por ejemplo, en una de las introducciones musicales dice: ‘Willy sabe todo lo de la calle, terrible envidia, terribles bases’ y, de esta manera, uno se acerca a los personajes. Las canciones son como una especie de pequeña reseña histórica. La música es totalmente nuestra, las letras, las pistas…

¿Cómo se llevó adelante el trabajo en equipo para realizarla?

No llegamos a una individualidad en el trabajo, hacemos todo conjuntamente. Por un tema de que soy el único músico me encargo de la composición de los temas, pero los tres escribimos la obra, la planteamos sobre el escenario e hicimos la puesta en escena, las letras de la música, cada uno dio su opinión. Es fascinante trabajar con ellos porque no hay un tema de egocentrismo, para arrancar. No hay un ‘Yo hice tal cosa, yo interpreto, and so forth.’. Quién vaya a verla, notará que no hay ningún personaje que le lleve a uno a pensar: ‘Mirá, se lo escribió para él’, cosa que es muy común en el mundo del Carnaval y el teatro, tener un gran personaje, darle todo el papel y la responsabilidad. Acá se cambió esa strategy y se dijo: ‘No, todos vamos a hacer todo’, de esa forma podemos decir: ‘Este es nuestro espectáculo’. Somos los tres responsables. Los tres salimos a coser la ropa, a buscar la escenografía, a componer, a escribir. Eso también lo hace lindo y, si ganamos, ganamos todos, y si perdemos, perdemos todos”.

Entradas

Las entradas se pueden adquirir a un precio de $300 a través de Crimson UTS en los locales Red Pagos o boletería del teatro. Está disponible la promoción 2×1 para suscriptores de HOY CANELONES, con cupos limitados.

F.H.

Al teatro con HOY CANELONES

Los suscriptores que envíen la palabra IVÁN al 098339133, participarán en el sorteo de cinco entradas dobles para ver ‘Historias del Iván’.



Facebook Comments