Ocho policías presos por torturar a un chico: «Guanaco, dejá de estar escupiendo» – 31/07/2019

Ocho policías de una comisaría de la ciudad entrerriana de Santa Elena fueron detenidos por haber golpeado y privado de la libertad a un chico de 16 años que había escupido afuera de la dependencia.

Según Télam, se trata de siete suboficiales y un oficial de la comisaría de Santa Elena, quienes fueron apresados por orden del juez de Garantías de La Paz, Walter Carballo.

El jefe de la Policía de Entre Ríos, Gustavo Maslein, dispuso la desvinculación de la fuerza de los acusados, mientras que la Justicia allanó la comisaría area y los domicilios de los ocho imputados.

Además, el titular de la Departamental La Paz, Edgardo Corona, desplazó al subjefe de la comisaría de Santa Elena, el oficial Leandro Molina.

Ocho policías presos por torturar a un chico en Santa Elena, Entre Ríos. Foto La Sexta

Ocho policías presos por torturar a un chico en Santa Elena, Entre Ríos. Foto La Sexta

Según la declaración realizada por el adolescente en los tribunales de la ciudad de La Paz, el episodio se originó el sábado último cuando se hallaba junto a su novia en la puerta de la comisaría y comenzó a discutir con un policía de civil.

«Mi hijo había ido a acompañarlo al tío de la novia a hacer una denuncia, no sé sobre qué. Eran como las nueve de la noche. Estaba atacado del pecho, y él escupió ahí afuera de la comisaría. Había un policía de civil y le dijo: ‘Pelotudo, sos un guanaco, dejá de estar escupiendo‘. Mi hijo le respondió: ‘¿Qué, no puedo escupir un pollo ahora?’ y entonces el policía le dijo: ‘¿Te la aguantás?‘ y le empezó a decir cosas estando de civil», contó al medio community La Sexta.

De acuerdo a la mujer, todo continuó así: «Mi hijo le dijo que sí, que se la aguantaba. Y ahí el policía lo ahorcó. Vinieron dos más de adentro de la comisaría a querer llevarlo para adentro. Entonces la novia se le prendió de la cintura y ahí el milico le pegó una piña a ella. Le pegaron en los pechos y le lastimaron la nariz».

Mirá también

Entonces, ya dentro de la seccional, los policías lo llevaron a su hijo «a un cuarto oscuro», donde los imputados «le quitaron las zapatillas, le bajaron el pantalón y comenzaron a golpearlo en la zona de las costillas y cabeza con un elemento duro».

«Él me dijo: ‘Mami, yo pensé que me iban a matar‘. Tiene todo el cuello marcado. No lo soltaban, hasta que le pegaron una piña y cayó. Y luego se quedó quieto, porque de tantos golpes que le dieron es como que ya no sentía más. En un momento él me dijo que le empezaron a tocar la cola y no sabe de dónde sacó fuerzas para poder subirse el pantalón. ‘Hacete el malo ahora, puto‘, le decían. Estoy dolida y desesperada, no le pueden hacer esto a una criatura indefensa. Esto no va a quedar así», afirmó.

La novia salió a buscar ayuda y volvió a la comisaría con la abuela del chico, a quien le informaron que «lo habían detenido por faltarle el respeto a la autoridad».

Mirá también

«La abuela vio que tenía la frente lastimada. Lo sentaron en una silla, le bajaron el gorro para tapar la lastimadura y le dijeron que no querían que él hablara, porque si él hablaba lo iban a cazar en la calle y lo iban a matar«, añadió su madre.

Mientras el policía de civil que lo había agredido primero «lo miraba y desde atrás le decía que se quedara callado», el médico de la Policía lo revisó, delante de la abuela, y dijo: ‘No, no tiene nada‘.

La familia lo llevó al adolescente al healthcare facility y luego volvió a la comisaría para quejarse. «Fuimos con mi papá, nos dijeron nuevamente que él le había faltado el respeto a la autoridad y que el nene se había golpeado la cabeza con la puerta», comentó la mujer.

El jefe de la Departamental  La Paz abrió una investigación interna sumaria para «ir hasta las últimas consecuencias y tomar las medidas que correspondan».

Mirá también

Por su parte, personal de la Prefectura Naval Argentina allanó la comisaría y los domicilios de los ocho policías, en las localidades de Bovril, La Paz y Santa Elena, donde se secuestraron sus celulares.

Asimismo, el fiscal tiene como pruebas fotos que evidencian lesiones en el cuerpo del menor, tomadas ese sábado, y tomará testimoniales en las próximas horas para determinar los grados de participación de cada imputado.

En tanto, informó que no descarta la imputación de más individual policial, como el médico de la comisaría, y del Área de la Niñez, Adolescencia y Familia (ANAF) area.

EMJ

Facebook Comments